Menu Desplegable 
null
“”

soda stereo, gustavo cerati, web

EXCLUSIVO: Entrevistamos a Pedro Moscuzza

07 abril, 2010

null

Pedro Moscuzza, quien fuera el baterista de las giras Siempre es Hoy y Reversiones, nos cuenta sus vivencias junto a Gustavo Cerati y su relación con Soda Stereo.

• ¿Cómo comenzás a tomarle el gusto a la batería? ¿desde cuándo te planteaste seriamente dedicarte a la música?

– Cuando tenía 10 años, mi tío Alberto me llevó a mi primer show de rock, fue la presentación de “Signos” en Mar del Plata en 1986 en el Super Domo. Yo no conocía ningún tema ni a la banda… recién después a la salida me dí cuenta que era el tema que pasaban en la radio por “Nada Personal”. Recuerdo que salí totalmente flasheado por lo que había visto. Fue muy fuerte para mi en ese momento y a esa edad ver a esos tres tipos con esos lookazos y un sonido tremendo, sobre todo me impresionó Charly Alberti con un sonido de bombo y un golpe de tambor que te volaba la cabeza. Ahí fue cuando por primera vez se me cruzó por la cabeza la idea de lo lindo que sería tocar la batería, después de ver ese primer recital. Luego de eso empecé a ir a ver otras bandas en vivo, y a volverme loco con toda la musica que estaba sonando. Compraba cassettes y vinilos, descubrí a The Cure, Siouxsie & The Banshess, Depeche Mode, Michael Jackson, y en los viajes me quedaba horas en el hotel pegado viendo MTV que en los ochentas era lo mejor para ver, así como también los especiales de los sábados Pepsi Music, de Bowie, Billy Idol, Madonna, Tears For Fears, Kiss.

Recién a los 15 años tuve mi primera batería, una CAF que me hacía acordar a la batería de Ringo Starr, y empecé a tomar algunas clases y sobre todo a tocar con amigos de la secundaria con la idea de formar una banda y salir a tocar. Más tarde fui parte de una banda llamada Medicina y recién después conocí a Canu y al Tano y empezamos con Altocamet, allá por 1995, banda en la que sigo tocando hoy en día.

• ¿Cómo surge la posibilidad de participar en la gestación de Siempre es Hoy? ¿Conocías anteriormente a Gustavo?

– Con Gustavo nos conocimos profesionalmente un tiempo antes de la mezcla del disco de Altocamet Manzana de Metal, durante algunos encuentros en su casa de cuando filmamos el clip “Pasión Descalza” con Cecilia. Luego compartimos parte de la filmación de la película de Eduardo Capilla, “+ bien”, en Córdoba. Grabamos unas baterías para el disco de Leo García, “Mar”, y empezamos a intercambiar opiniones sobre cds de bandas nuevas y charlas de música. Recuerdo que nos vino a visitar un par de veces en los shows de Altocamet y empezamos a cultivar una amistad muy linda.

Durante los shows de “Bocanada” en el Gran Rex, musicalizamos junto al Tano (bajista de Altocamet) la espera del show, para mi ya ese gesto de Gustavo de invitarnos fue alucinante (sobretodo porque él es muy cuidadoso con la música que suena antes de los shows). Yo siempre sentí una gran admiración por su música desde muy chico, para mi Soda Stereo sonaba mejor que todos. El día que Gustavo me llamó y me invitó a ser parte de su banda, esa noche no me pude dormir. Tocar con Gus para mí fue un sueño cumplido.

• ¿Qué sensación personal te provocó el hecho de recibir la invitación a participar del proyecto Siempre es Hoy? ¿sentís que pudo haber un antes y un después en tu carrera por ello?

– Lo viví como una experiencia inolvidable. Siempre estaré agradecido por la confianza que Gustavo me brindó en todo momento, y el apoyo de su gente de trabajo: Barakus, Taverna, Miguel, Uriel, Diego, Nando y todos en Unisono. Y seguro que hubo un antes y un después: haber vivido la grabación del disco y luego ser partícipe de un tour de rock de un nivel de altísimo profesionalismo como fue el tour de “Siempre es Hoy”, ha sido uno de los momentos más importantes de mi vida.

• Siendo que fuiste partícipe de la grabación del disco, ¿cómo dirías que es la dinámica de trabajo que impone Cerati en el estudio? ¿Se trabaja estrictamente sobre los demos que él lleva? ¿o permite cierto grado de creatividad de cada invitado al momento de estar grabando?

– En el caso de “Siempre es Hoy”, fueron varias semanas de intensas zapadas en El Cielito, que luego fueron tomando forma de canciones. Había un clima de total libertad para que cada uno tocase lo que sentía que funcionaba para cada track. Por supuesto que después Gustavo va dirigiendo a la banda y se detiene en los climas que le parecen más interesantes, pero a diferencia de otros discos como “Amor Amarillo” o “Bocanada” (según nos comentaba Gus), las canciones se fueron creando en ese momento, casi que no había demos o un par quizás nada más. Después Gustavo se llevó las grabaciones a su casa para escuchar, analizar y armar las letras, y nos volvimos a juntar para tocar sobre las partes ya más definidas.

• Al momento de grabar, ¿qué pautas te dio Gustavo para ejecutar el trabajo de batería?

– Estuve desde el minuto cero como toda la banda durante toda la etapa de composición y grabación del disco, asi que las pautas para grabar la batería eran respetar los ritmos de las zapadas originales, ya que esos eran los grooves elegidos, pero tocados de una forma más decisiva e intensa.

• Luego de su debut solista post Soda Stereo, Gustavo saca Siempre es Hoy tras 3 años sin material nuevo, en un proceso de grabación que llevó bastante tiempo, e incluso llegó a ser interrumpida. ¿Cómo viviste vos ese proceso? ¿qué temas destacarías de este trabajo?

– Sí, me acuerdo que fue muy largo, en parte porque en el medio de la grabación surgió el proyecto de “11 Episodios Sinfónicos” y Gustavo estuvo ocupado con esas presentaciones, pero también porque en la primer etapa en El Cielito hubo mucho material grabado que llevó su tiempo seleccionarlo y decidir qué temas iban a quedar. En un momento se hablaba incluso de un disco doble. Después fuimos al estudio El Santito y empezamos con la grabación sobre las canciones que ya estaban definidas, y luego el proceso de mezcla en El Pie junto a los productores que llegaron de México.

Todas las etapas las disfruté y me divertí mucho, para mi “Siempre es Hoy” es un disco buenísimo, con canciones muy intensas como “Vivo”, “Tu cicatriz en mi”, “Especie”, “Fantasma”, “Sulky”, “Camuflaje”, “Señales Luminosas”, “Cosas Imposibles”, “No te Creo” y “Amo Dejarte Así”.

• Si bien se toma a Siempre es Hoy como un disco practicamente electrónico, participaron en él invitados tan disímiles como Domingo Cura y Charly García, ¿cómo explicarías este hecho? ¿qué recordas de dichas participaciones?

– Fue increíble, fueron los invitados perfectos para esos temas. Estuve presente el día que Domingo Cura grabó sus bombos en Sulky y fue un punto altísimo de la grabación, estabamos alucinados con lo que estaba tocando, hacía unos ritmos sincopados mezclados con tresillos que eran impresionantes! Un talento nato y una humildad tremenda, un verdadero maestro.

No estuve el día que grabó Charly, me quería matar! Grabó unos pianos buenísimos en Sudestada que llevaron la canción a otro nivel. Por suerte después pudimos compartir el escenario en el Luna Park. A Charly lo admiro muchísimo, para mi junto a Spinetta, Richard Coleman y Gus son lo mejor del rock en Argentina.

• Si hay algo que caracteriza a Cerati, es la mejoría sonora en sus actuaciones en vivo con respecto a la de los discos grabados en estudio. Al momento de ensayar los temas para salir de gira, ¿se parte de cero? ¿o Gustavo viene con una idea básica de cómo quiere reversionarlos?

– Si, partimos de cero, aunque Gus ya tiene todo el show en la cabeza y sabe como quiere que suenen los temas, y ya conociendo el material después de tanto tiempo de escucharlos en el estudio, durante la mezcla se hizo más facil llevarlos al vivo. En los ensayos nos concentrábamos más en las reversiones de otros temas de otras épocas.
La lista de temas final del show la armó Gustavo, pero nos daba lugar a sugerirle lo que sea, fuera un sonido o cualquier tema. Incluso con los temas de Soda, con Lean y Fer le decíamos “hagamos este y este otro”… estábamos como locos, queríamos tocar todos jaja.

• Precisamente, en vivo tuviste oportunidad de, además de tocar junto a Cerati sus propios temas, versionar en vivo algunos clásicos de Soda Stereo, como Sobredosis de TV y Danza Rota. ¿Existe alguna presión al interpretar material que es tan conocido y querido por el público que sigue a Gustavo?

– Es muy fuerte tocar los temas de Soda en vivo, la verdad es que tienen una energía especial que levantan hasta un muerto. Tuve la suerte de poder tocar algunos de mis favoritos como “La Ciudad de la Furia” en un show en Colombia, “Danza Rota”, “Secuencia Inicial”, una versión dub de “En Remolinos” que se mezclaba con Fantasma que me encantaba, “Un Millón de Años Luz” con Richard Coleman: un lujazo. Aunque obviamente no seamos los integrantes de Soda, la banda dejaba la vida y los tocábamos con toda la fuerza para que el público pudiera revivir estos temazos.

• La Gira presentación de Siempre es Hoy duró practicamente 2 años. Viéndolo a la distancia, ¿qué sentís que te aportó a nivel profesional y personal el estar girando con Gustavo durante tanto tiempo? ¿Cambiaste en algún punto después de esa gira?

– Tengo el mejor de los recuerdos, profesionalmente no se puede pedir mucho más. Recuerdo una frase de una nota que le hicieron a Gus en la epoca de “Ruido Blanco” que decía que podría pasarse la vida tocando por Latinoamérica, y tiene razón, es una sensación única. Personalmente, estoy muy contento de haber podido conocer y compartir toda esta experiencia junto a un grupo de personas y músicos fenomenales, al cual le agradezco la amistad que compartimos.

• ¿Qué anécdota recordas entre tantos viajes y shows durante ese par de años junto a Cerati?

– Uhhh son demasiados recuerdos q pasan por mi cabeza….

De movida en el primer show del tour en Ecuador, tocábamos junto a Charly y Fito. Ese día se llevaron detenido a Charly que suspendió su show. Cuando intentábamos salir en la camioneta llegó la infantería y pusieron una traba al volante: “todos al camarín, nadie se va de acá”. El público se puso como loco y tiraban de todo, estaba todo muy rockeado. Ya al otro día hicimos el segundo show en Cali ante 60.000 personas así que fue un bautismo de fuego.

Una vez, en Venezuela íbamos en una lancha que casi se da vuelta por una ola, y recuerdo que nos pegamos un sustazo de aquéllos. También hubo alguien que se tuvo que volver del miedo a las olas, pero no digo quién fue sino me mata, jajaja
La pasábamos genial entre los shows recorriendo lugares y probando diferentes comidas de cada país.

Recuerdo también que en La Paz cada dos temas venía un asistente con un tubo de oxígeno: qué difícil que era sostener el show por la altura, veía la lista y faltaban 20 temas y ya no daba más, pero sobreviví, jeje
En ese mismo viaje recuerdo un almuerzo en el lago Titicaca, estuvo buenísimo, un lugar mágico.

En todos los shows subía un rapper para la parte del tema “Altar”, y nunca sabías con lo que iba a salir; supuestamente cantaban lo que decía la canción pero siempre pasaba algo, o salían con un rap improvisado, muy divertido. Nos mirábamos a ver con qué sorpresa iban a salir.

Y hay muchos recuerdos más: de la gira por España, del día que tocamos en los MTV Awards, los shows en USA, los shows por el interior de México, en fin, fue una gira hermosísima.

• ¿Qué equipo utilizaste durante la grabación del disco y durante la gira? ¿Te interesan las nuevas aplicaciones tecnológicas que surgen con los años para tu instrumento?

– Utilicé una bateria DW Custom Maple, con mi tambor preferido, un Pearl Dennis Chambers Series que sigo usando siempre, los platillos son Zildjian. También usamos una bateria electrónica Roland V Drum. Siempre voy viendo qué producto sale al mercado que pueda aportar sonidos nuevos al set.

• ¿Cómo ves que un músico como Gustavo, que sale del riñón Pop & Rock se meta en el mundo electrónico para encontrar nuevos sonidos?

– Gustavo siempre ha hecho discos que estaban adelantados a la música que se escucha en nuestro país. “Dynamo” y “Colores Santos” son dos ejemplos de eso, y es genial que pueda mantener ese espíritu de busqueda constante.

• Luego de la gira Siempre es Hoy, participás de la grabación de Ahí Vamos. ¿Cómo evalúas esa participación? ¿por qué crees que Gustavo utiliza a partir de entonces varios bateristas para la grabación de sus discos?

– Uno de los momentos más lindos que viví jamás como baterista fue la grabación del tema “Lago en el Cielo”. Me encanta ese tema, realmente fue como estar en el cielo para mi. Al disponer de varios bateristas podés obtener diferentes colores y sonidos para la grabación, además cada baterista imprime su sonido personal. Creo que Gustavo estaba buscando variedad de grooves y estilos para ese disco. Gustavo siempre me dice que mi estilo va por el lado del groove, y yo siempre trato de aportar en función de lo que me sugiere la canción. No me considero un baterista técnico virtuoso, me gusta improvisar diferentes grooves, mezclar sonidos electrónicos con acústicos, y fundamentalmente divertirme tocando la batería.

• Luego de terminada la gira Siempre es Hoy, y de tu participación en la grabación de Ahí Vamos, ¿mantuviste contacto con Gustavo? ¿actualmente seguís hablando con él?

– Gustavo es un amigazo, nos vemos siempre que podemos. Es muy interesante escuchar su opinión cuando le mostramos material de Altocamet, y nos aconseja a través de su experiencia.

• ¿Qué sensación te dejó la noticia del regreso de Soda Stereo tras 10 años de separación? ¿Tuviste oportunidad de verlos en vivo? ¿Qué opinión te merece ese hecho?

– Fue buenísimo que hayan podido volver a encontrarse y salir a tocar, y estoy agradecido de poder haberlos visto otra vez. En mi opinión me hubiese encantado que hicieran un nuevo disco, pero creo que ya no se les puede pedir más nada, han dejado un legado brillante para la historia de nuestro rock.

• Hace pocos meses Gustavo sacó Fuerza Natural, su quinto disco solista grabado en estudio, ¿lo llegaste a escuchar? ¿qué te pareció?

– Es un disco muy lindo, Gustavo siempre está en la búsqueda de nuevos sonidos y eso es muy destacable. Vi el show en vivo y la parte del disco nuevo con aires de folk cósmico fue lo que más me gustó.

• Muchísimas gracias por la buena onda!

– Un abrazo enorme para todos los seguidores de Soda y Gustavo!

/ EnRemolinos.com /